Con creces

Ese día, a la hora de salida llegó la mamá del niño y me dio la invitación para asistir al cumpleaños de su hijo, mi alumno en las clases de Educación Física, que celebrarían en el colegio. Yo era una de las maestras favoritas de su hijo y me pidió el favor que no faltara a tan importante celebración. Una…

Continuar leyendo…

Ilka Oliva Corado: The office of maid

Mis amores, hoy les quiero compartir que mi relato “El oficio de sirvienta” fue publicado en el Reino Unido. Dejo aquí la traducción al inglés y el enlace al portal donde lo publicaron. Fue una grata sorpresa. Traducido por Freedom Anarchist Media  The author, who grew up selling ice-cream on the streets of Peronia city, Guatemala, before crossing to the…

Continuar leyendo…

¿Qué es la poesía?

La vez pasada fui a un conversatorio   sobre poesía, como si no tuviera oficio me fui con mis once ovejas, me atravesé la ciudad en la hora pico y con aquel tráfico de semana de verano en la ciudad, ¡válgame!, nadie me invitó, (shute que es uno) supe del evento y fui como espectadora, estaba abierto al público. Cuando llegué…

Continuar leyendo…

Melaza

Mi otra vida, ¿dónde está? Me pregunto desahuciada, sé que no existe más, es pasado, no es posible rescatarla. Ahora estoy viviendo otra, la vida de los desterrados. Ha pasado lloviendo chipi chipi los últimos días y también han estado nublados, los cielos cenizos profundizan más mi añoranza. Todo el día he pasado divagando entre recuerdos, charcos de agua en…

Continuar leyendo…

Saúde ao meu pai: De filhas e pais

Tradução do Revista Diálogos do Sul A última vez que eu o vi, me disse meu paizinho: “Preta, eu vou morrer”. Fria e direta como é natural em mim, eu respondi sem sentir pena: “paizinho, não fique chateado, todos nós vamos morrer”. Quase um mês depois ele faleceu, a notícia nos chegou de longe, na diáspora, a milhares de quilômetros da…

Continuar leyendo…

Tatoj 

Tradução do Diário Liberdade A última vez que o vi, me disse meu Tatoj*: “Negro, vou morrer”; fria e direta, como é minha natureza, o respondi sem piedade: “Tatoj, não se preocupe, todos vamos morrer.” Cerca de um mês depois dessa conversa, faleceu meu Tatoj. Recebemos a notícia de bem longe, na diáspora, a milhares de quilômetros da Guatemala, há…

Continuar leyendo…

Don Chuz

Sígueme en https://telegram.me/cronicasdeunainquilina El 14 de noviembre de 1987 llenamos un camión de fletes con nuestros cachivaches y agarramos camino hacia Ciudad Peronia, allá nos esperaba nuestra primera casa propia y la única que tuvimos. Nos despedimos de la vecindad donde alquilamos cuando nos convertimos en migrantes internos, -como muchos mis papás emigraron de un pueblo a la capital- y…

Continuar leyendo…

La locura de Isabel de los Ángeles Ruano

Sígueme en https://telegram.me/cronicasdeunainquilina Para mediados del verano llegó a mis manos  el libro Torres y tatuajes, que es una especie de antología poética de Isabel de los Ángeles Ruano. No voy a hacer una reseña de la antología, está de más. El distintivo de la letra de Isabel es la honestidad, la crudeza con la que relata lo impronunciable y…

Continuar leyendo…

Without pedigree

Sígueme en https://telegram.me/cronicasdeunainquilina Translated by Marvin Najarro I grew up among the mud, dusty places and rusty sheets. My childhood was a broken and incredibly beautiful poem. I grew up in the heart of a marginalized neighborhood which had a love affair with the village and the grassland. I roamed ravines and climbed fruit trees, ran between rows of cornfields…

Continuar leyendo…

Sem Pedigree

Sígueme en https://telegram.me/cronicasdeunainquilina Tradução de Raphael Sanz Cresci entre lamaçais, poeira e lâminas oxidadas. Minha infância foi um poema ferido e incrivelmente belo. Cresci no coração de um esgoto marginalizado que tinha um idílio com a aldeia e o zacatal. Rodei entre barrancos e trepei árvores frutíferas, corri entre plantações de milho e hortaliças e também caminhei no longo bulevar…

Continuar leyendo…

Pedigree

Sígueme en https://telegram.me/cronicasdeunainquilina Hoy en la madrugada me levanté como siempre, a escribir; encendí mi teléfono celular en lo que preparaba el café, me encontré con un correo electrónico de Alessandra Riccio, desde Italia, donde enviaba la traducción al italiano de mi relato “Sin pedigrí,” que publicó en su bitácora Nostramerica.  No puedo con tanto afecto y con tanta delicadeza, esa…

Continuar leyendo…

Cosecha

Sígueme en https://telegram.me/cronicasdeunainquilina Después de una semana de lluvia perenne finalmente sale el sol, es domingo por la mañana y decido cortar las hortalizas que quedan antes de que las ardillas terminen con ellas. Quito la malla con la que la tengo cercada y la guardo, pronto nevará y se echará a perder, está soleado pero sopla la brisa fría…

Continuar leyendo…

Sin pedigrí

Sígueme en https://telegram.me/cronicasdeunainquilina Crecí entre lodazales, polvaredas y láminas oxidadas. Mi infancia fue un poema herido e increíblemente hermoso. Crecí en el corazón de una alcantarilla marginada que tenía un idilio con la aldea y el zacatal. Rodé entre barrancos y trepé árboles frutales, corrí entre surcos de milpa y hortalizas y también caminé en el largo bulevar de mi…

Continuar leyendo…