A: Otto René Castillo y Nora Paiz.

… SeaSiempre mi amorTu compañia.QueNunca falte mi amorEn tus cimientos.Alzatefirme sobreél,patriacon tus descalzos pies,llenos de lodo y de caminos! Patria Mi Amor. Otto René Castillo. Eran más o menos las once de la noche y se me había olvidado apagar mi teléfono celular, Chicago estaba viviendo    en los primeros días de febrero una de las tormentas de nieve más grandes en su historia. Ya cayendo lentamente y desprotegida  en los brazos de Morfeo me encontraba cuando sonó mi teléfono celular, era un mensaje de texto que decía: “El Gobierno dará un homenaje de perdón a Otto”,  y para quienes sabemos…

Continuar leyendo…

Entre la Milpa y el Guatal.

La primera vez que la vi, me cautivó. Bajo el bochorno del sol del medio día, agarramos camino pa´bajo, pa´ Las Crucitas, aldea del municipio de Comapa, yendo pa´ El Pino, El Nacimiento, Las Pilas, La Joya, San Miguel y  más abajo las serpentinas aguas del Río Paz y la frontera con la tierra del “Sombrero Azul”. Recuerdo patente aquel momento, mi primera visita a la tierra donde dejé el ombligo, una aventura comenzaba a los quince años cumplidos, regresar al terruño (que como dice el poema: “Fuiste tú quien me arrulló cuando la noche me cubrió el día en…

Continuar leyendo…

El Inquilino Temporal.

Salgo del trabajo y me dirijo al salón de belleza, a darme una recortadita de grama, ya que el pelo lo ando como que es crin de caballo a medio trenzar,  llego y hay ocho personas en  espera, una de ellas sostiene un revista que tiene en la portada el listón rosado, y la invitación para asistir a una caminata “Contra el Cáncer”.  Tengo hambre y  mi apetito no da para esperar dos horas hasta que llegue mi turno, así es que prometo regresar, me trepo en el carro y voy en busca de plátanos a una tienda latina,  hay tráfico, es la hora pico;…

Continuar leyendo…

A la Salú del Carnaval.

  Una enorme naranja destellante se eleva sobre los techos de la urbe, sobre las copas de los árboles desnudos, despejando las nubes que desde la tierra se ven como un campo de algodón recién arado, una fina capa de neblina distraída emprende su retirada, para decir adiós a la alborada, es un día frío pero soleado, es marzo, la resaca del  invierno comienza a agonizar. Y como si la nostalgia supiera de mis añoranzas, en un mero acto de misericordia, trae hoy a mí, las vísperas… de añejos recuerdos de infancia y adolescencia, (¡alagrán!, ¿ya llovió va muchá?): ¡El…

Continuar leyendo…

Febrero Bajo La Tormenta.

El ruido de la enorme pala raspando el pavimento avispa a Martina, se asoma a la ventana y efectivamente ha llegado quien limpia la nieve del estacionamiento y los callejones que rodean el edificio en donde vive. Despabilada zampa la carrera y baja las gradas hasta llegar a la puerta de salida, pero es imposible abrirla, hay montañas de nieve por doquier, en aquel lugar se está viviendo  una de las tormentas invernales más grandes de la historia: dos días continuos de nieve, viento y granizo. Junto a ella un molote de vecinos con palas en mano también tratan de abrir…

Continuar leyendo…

¡Un Pueblo… Una Voz!

“Quién dijo que todo está perdido, yo vengo a ofrecer mi corazón, tanta sangre que se llevó el río, yo vengo a ofrecer mi corazón…”-Yo vengo a ofrecer mi corazón. Fito Páez. Y pasará a la historia el día once de febrero del año dos mil once, de generación en generación se contará de la hazaña de un pueblo, que en  un  grito sonoro unió a: niñas y niños, hombres y mujeres, unas con y otras sin velo, adultos, creyentes y no creyentes,  y la rugiente voz de la juventud que atizó hasta lograr el sueño utópico: “ la libertad…”iniciar…

Continuar leyendo…

Un Mono Artista…

La primera vez que escuché el nombre Caja Lúdica  fue hace menos de un mes, cuando nos reunimos  para conmemorar aniversario de la quema de la Embajada de España en Guatemala,  recuerdo que en aquella ocasión un sobreviviente  habló de su experiencia como organizador y militante en los grupos de occidente que exigían se devolvieran las tierras y clamaban por un alto a la matanza que estaba haciendo el ejército en occidente, derramando sangre inocente. Entre las conversaciones, preguntas y respuestas respecto al tema,  recuerdo que una patoja que nacida aquí de padres guatemaltecos,  cuestionaba,  ¿de qué manera se expresaban…

Continuar leyendo…

Enredadas Mujeres.

A principios del otoño, -ya parezco gringa yo, como aquí no se maneja por fechas sino por estaciones- diremos que  en los primeros días de octubre del año pasado, llegó un mensaje a mi buzón de Facebook,   quien lo enviaba tenía el nombre de “Enredadas Mujeres”, en él me hacían la invitación para acceder a una entrevista radial,  la estación estaba en Valencia, España,  el  programa llamado “Enredadas Mujeres”. El mensaje finalizaba con las  palabras: “ Si eres Ilka la  escritora del blog, te esperamos para nuestro programa titulado Mujeres Migrantes”. Me quedé pasmada, ¿La escritora, yo? ¿Yo, la escritora…

Continuar leyendo…

¡Qué las mujeres musulmanas eleven su voz!

Egipto está en los ojos del mundo en estos instantes, el pueblo se ha levantado y en un rugir estruendoroso levanta su voz,  ¡un sólo grito, por la tierra, por la libertad, por la igualdad! ¿Por la igualdad? Aquí seguro me equivoqué, por la igualdad no puede ser, ¿o sí? Es que con ésta “colosal tormenta invernal que azotó Chicago”, creo que me he dundeado un  poco más. Por todas  y todos es sabido que en los  últimos días Egipto ha estado sumergido en un caos total, se pide la renuncia de un… vamos a llamarle: “dictador”, me ha asombrado…

Continuar leyendo…