Melodía de quinqué, mi cría más reciente

Sin percatarme  fui empollando como las gallinas que de cuando en cuando se quedan y anidan a sus bebés bajo sus alas hasta que estos ven la luz del día. Mis libros entonces se fueron gestando  mientras mi escritura emergía de lo más profundo de mi ser, casi sin darme cuenta.

Y escribí y escribí y escribí sin parar, como en una carrera de larga distancia por los caminos enlodados de la aldea El Calvario, como rodando entre los barrancos de mi infancia: sin tiempo, a veces urgente y al trote.

Y mi escritura  poco a poco se convirtió en mi voz, en la expresión más transparente,  en el aire que respiro, en el ritual catártico que me permite ser muy a pesar de mis miedos y mis intransigencias. Más allá de mi ira y de mi frustración, de mi debilidad,  de mi necedad y  de mi locura que no necesita justificación.

Y como gallina empollando me fui llenando de  crías, únicas para mí, cada una con su personalidad y sus circunstancias, hermosas todas y muy amadas.  La más  reciente es un libro de relatos, es el libro más dulce que he escrito, es una loa al amor.

Nació sin que me percatara que cada uno de esos relatos conformarían Melodía de quinqué. Llegaron  solos, a su tiempo, cada uno con a su paso: todos llenos de amor.

Relatos que fueron escritos entre el 2013 y 2018, varios de ellos inéditos.  El nombre viene de uno de los relatos que después se convirtió en una de las primeras acuarelas que pinté y que posteriormente fue utilizada para la fotografía de portada. Todo, absolutamente todo hasta el más mínimo detalle que hace este libro, es una loa al amor. Es una reverencia al único sentimiento que es capaz de convertir un páramo en una arada de frondosos zacatales verdes.

Tengo el gusto de presentarles a mi cría más tierna, recién nacida. Mi bebé Melodía de quinqué.

 

Dedicado a los vendedores de mercado, a los inmigrantes indocumentados. A mi  natal Comapa y a mi gran amor: Ciudad Peronia.

Mi bebé puede ser encontrado en Ilka Editorial.

Ilka Oliva Corado.  @ilkaolivacorado

26 de junio de 2018, Estados Unidos.

Deja un comentario