¡Un Pueblo… Una Voz!



“Quién dijo que todo está perdido, yo vengo a ofrecer mi corazón, tanta sangre que se llevó el río, yo vengo a ofrecer mi corazón…”-Yo vengo a ofrecer mi corazón. Fito Páez.
Y pasará a la historia el día once de febrero del año dos mil once, de generación en generación se contará de la hazaña de un pueblo, que en  un  grito sonoro unió a: niñas y niños, hombres y mujeres, unas con y otras sin velo, adultos, creyentes y no creyentes,  y la rugiente voz de la juventud que atizó hasta lograr el sueño utópico: “ la libertad…”iniciar el camino hacia la democracia.

Egipto nos ha dado una enorme lección de fuerza y unidad, de lucha y entrega,  el pueblo egipcio habló de honestidad, de valentía, con garra de fieras salvajes pelearon pacíficamente por sacar del poder al tirano, al opresor, al dictador y lo lograron.

Lo curioso de todo es que por medio de la manifestación: de cantos, de marchas, de caminatas, con su voz, con su cuerpo, con sus sueños e ilusiones como bandera, aquí vienen a darles en la loza, a quienes proponen la REVOLUCIÓN SANGUINARIA CON ARMAS, a los que proponen tomar a un país, por medio de la matanza, de los golpes, de las metralletas y ejecuciones sin previo juicio.

Durante 18 días vimos desfilar a la juventud, sí la juventud, la misma que están matando en Guatemala, porque temen que con  su fuerza impulsen nuevos cambios, nuevas propuestas, porque temen que con sus talentos los jóvenes influyan, hagan, crezcan,  y se atrevan a HACER PATRIA desde sus plataformas.

Gran ejemplo de voluntad y lucha nos ha dado un pueblo, como pólvora se regó por el mundo la noticia de sus marchas pacíficas, al principio parecía ser una de las tantas que se realizan en el mundo y que terminan al tercer día, con  sus participantes agotados, desilusionados y decepcionados, con el ánimo extraviado en algún lugar por donde caminaron.

Cosa contrario ha sucedió con Egipto,  esas imágenes que todas y todos hemos visto, en fotografía y videos, me impactó ver a muchachas formadas en vallas, abrazadas, con esa coraza de guerreras,  unas con velo mientras otras mostraban sus cabelleras al mundo, madres, hijas, maestras, desfilando junto a la muchedumbre que clamaba el tan ansiado cambio, la liberación…

Escuchar el discurso de un Dictador, es que pienso y hago cuentas, cuántas niñas se hicieron mujeres mientras él estaba en el poder, en el trono, gobernando con opresión a su pueblo,  cuántas mujeres envejecieron mirándolo enriquecerse a costillas de su gente, cuántos hombres murieron sin poder ver a su pueblo en libertad…

“Hermano dame tu mano, vamos juntos a buscar, esa cosa pequeñita que se llama libertad, esta es la hora primera, éste es el justo lugar, abre la puerta que afuera la tierra no aguanta más…” – Hermano Dame Tu Mano.  (Jorge Sosa, Damián Sánchez)
Como pólvora la REVOLUCIÓN  se ha regado, inundando de júbilo y valor a  otros pueblos, SOCIALISMO ¡pedimos y exigimos socialismo!  Ha sido el pueblo egipcio quien ha dado el ejemplo, de VOLUNTAD. Las inevitables  muertes en manos del  largo brazo del régimen,  ha hecho correr la sangre de inocentes por las calles, de personas que con su corazón lucharon por cambiar el destino de una nación, para que las siguientes generaciones puedan disfrutar de la democracia  que para ellos fue utópica.

¿Y para cuándo nosotros en América? Y no me refiero a gringolandia,  aclaro, ya que aquí se creen dueños de un continente y son tan petulantes que se tienen “el Nick Name de América” no, me refiero al continente, ¿para cuándo nos discutimos una revolución? ¿Una que logre realizar el sueño de Simón Bolívar, del Che, del padre Camilo, de Monseñor Gerardi, de las heroínas y mártires que han muerto abusadas física y sexualmente en manos de los tiranos? De las madres, maestras, estudiantes y ciudadanas que han dejado su vida como pago, al soñar con algo utópico: la libertad.

Mártires anónimas, que sus nombres no aparecen en los libros de la historia, que no están subrayados con tinta negra,  que no tienen monumentos, y que sus cuerpos se encuentran desaparecidos y enterrados en algún lugar de la madre tierra.

El mundo, a través de los siglos, cuántas muertes en manos de regímenes totalitarios,  fundamentalistas, y las mujeres que  son castigadas doblemente, porque se han atrevido a pensar y actuar, porque han alzado su voz, son silenciadas  de las formas más monstruosas e inimaginables.
Pero el cambio nuestro como Guatemaltecas y Guatemaltecos si nos va llevar alguito de tiempo, porque tenemos que corregir el camino en muchas cosas. No crean que es sólo de soplar y hacer  botellas: manifestar sacar a un  presidente y su bola de buitres, no, aquí la cosa es más compleja, porque todas y todos estamos corroídos, aquí antes de correr hay que aprender a caminar…

¿Para cuándo nos discutimos el cambio? ¿Para cuándo nos vamos a hermanar? Para cuándo vamos a dejar de pelear por el mejor hueso, el mejor sillón, el mejor carro y el mejor culito como secretaria, asistenta… ¿Para cuándo vamos a dejar de ver más allá de nuestra nariz?

¿Para cuándo los vamos a hinchar de verdad? Cambios…  se inician por el principio: “expandiendo la escuela…”  cediendo el paso al transeúnte y no echarle el carro encima en la calle, cediendo tu sentadero en la camioneta a alguien que realmente lo necesite, tirar la basura en su lugar para que la señora del mantenimiento o el conserje, no tengan doble tarea en su trabajo. Cambios: comenzando por dejar de llamarle: chacha, muchacha, cholera, sirvienta a quien realiza la loable labor de ayudarte en tu casa y con tus hijos: “asistenta doméstica” suena mejor.

¿Cambios? Dejar de pelar a la gente y ponerte a trabajar, dejar de envidiar el carro de la fulanita y el esposo de la zutanita, dejar de desear el puesto del mengano y el resto de culitos que lo rodean, trabajando, echando punta, esforzándote, quemando pestañas, echando el hombro, así se avanza. Dejando de hacer chivo para los exámenes en U, y proponiendo a maestros que realmente enseñen y no al contrario provocar manifestaciones para que los despidan y que en su lugar entren; mediocres de la educación.

Cambios, revolución, avance, crecimiento, libertad… para liberar a un pueblo primeramente tenemos que educarlo, así que ha echar punta, iniciando por el principio.

Aquí no se trata de ver de qué cuero salen más correas, no, no, aquí el rollo es, unir el cuero para hacer una carpa grande que alcance para todas y todos.
Para cuando hayamos avanzado,  y comprendamos que “el mejor hueso” no es más que un espejismo del imperialismo, entonces podremos decir que estamos listos para hacer una revolución pacífica, aquí nada de sangre inocente, suficiente con la que se ha derramado en las guerras internas que ha manejado a su antojo “ nuestro hermano mayor” poniendo a matarnos unos contra otros en nuestro  propio país.

Para cuando estemos listos, entonces sí, a la mierda LOS CIVILIZADORES y a conquistar “indígenas” de vuelta a Alemania, y a nosotros que nos dejen con nuestra gente, con nuestra tierra y con nuestro café.
Para cuando decidimos avanzar hacia un mismo objetivo, sin la avaricia del dinero y el poder, entonces y sólo entonces a la mierda la United Fruit Company ( que dicen que Del Monte  y no Chiquita Banana es quien la maneja hoy en día) y que nos dejen nuestras bananeras y  a nuestros mal pagados obreros, que nos dejen a nosotros con nuestros problemas que les buscaremos la solución.
Para cuando el cambio sea posible: A la mierda los traidores, léase y entiéndase:  A LA MIERDA  El Congreso de la República y sus leyes come mierda que solamente favorecen a los mismos cabezones de siempre, entonces y sólo entonces se hará una REFORMA AGRARIA, UN CÓDIGO PENAL  que agarre parejo  a los culpables sin distinción de: canchitos, pistuditos, cuelludos… UNA CONSTITUCIÓN y UNA REFORMA DE SALUD  que no mande a morir a los cristianos al San Juan De Dios y que baje de la nube a los pistudos de los hospitales privados. Entonces se ejercerá el derecho a la educación y todas las niñas y niños irán a la escuela, aprenderán a leer y a escribir. Existirá el libre albedrío y no se te juzgará por tu forma de pensar, habrá una ley que apoye a las y los homosexuales, y les brinde los mismos derechos que las parejas heterosexuales,  porque el Cambio será completo sin distinciones.

Para ese entonces las mujeres dejaremos de ser vistas como objetos sexuales, y se nos juzgará según nuestro talento e inteligencia, los puestos no se darán a la que mejor seduzca en la alcoba sino a quien mejor realice su trabajo. Nuestros atletas tendrán recursos humanos y monetarios, suficientes para desarrollar y fort
alecer sus habilidades.

En las escuelas se darán clases de Educ. Física de lunes a viernes, porque es necesario y urgente. Los niños tendrán pupitres y su desayuno y almuerzo escolar, no irán descalzos a estudiar. Habrá suficiente material didáctico para despertar en ellos las destrezas y habilidades, se crearán hábitos sanos y un alto porcentaje de ellos terminará la educación superior.

Las mujeres dejaremos de ser putas si  hacemos el amor antes de casarnos, y si tenemos esposo y amante. Los hombres son;“tipo, machos, y arrechos” si tienen  novia y amante,  total todos tendremos los mismos derechos para ese entonces, y no existirán solamente en el papel –como hoy-, haremos nuestras reuniones de trabajo en una “barra” viendo hombre musculosos desnudarse agarrados de un tubo para deleitarnos, y no por eso seremos putas, calientes y urgidas.

Las mujeres podremos ir a las tiendas de Sex Shop de la misma forma en que vamos a la panadería por el pan, y no seremos llamadas putas, porque tendremos los mismos derechos que tienen ellos cuando asisten en manada a los prostíbulos.

El cambio: falta mucho para el cambio.
Para mientras sentémonos a esperar qué para con Egipto, ya que el poder a quedado en manos de –como generalmente- una junta militar: y si rascamos veremos que   a quien han dejado al cargo, es Teniente General de “Inteligencia”, que fue entrenado por la CIA en Carolina del Norte, y fue quien culpó a la prensa de subversión y sus declaraciones suscitaron  una arremetida criminal contra los periodistas.

Es decir en buen chapín, que bajita la mano, el Imperio sigue bordando la telaraña… que bajo de agua sigue encadenando los pies del pueblo, veremos si la Revolución valió la pena, el primer  paso está dado, pacíficamente, el segundo quién sabe si será así. Mientras, esperan: en silencio, soñando con la realización de aquella alucinación utópica: libertad.
Mientras… yo alucinaré con una de  aquellas letras utópicas que no pasan de moda:

“Cuando tenga la tierra, sembraré las palabras, que mi padre Martín Fierro puso al viento, cuando tenga la tierra, la tendrán los que luchan, los maestros, los hacheros, los obreros…” –Cuando tenga la tierra. Ariel Petrocelli.

Ilka Ibonette Oliva Corado.
12 de febrero de 2011.
Estados Unidos.  

2 comentarios

  1. El Presidente de Egipto renuncio, porque ya no tenia dinero, ni para para pagarle a sus guardaespaldas.

    Fueron decadas las que tomo para gastarse los tesoros.

    Me reservo a creer que la presion de la gente lo haya obligado.

    El ya tiene dinero para irse tranquilo, ya no es buen negocio seguir.

    Y lo mismo va a pasar en cuba, apostemos?

  2. Hay revoluciones o “evoluciones” maquinadas,isntigadas y pagadas por el imperio – revoluciones de colores con nombres de flores y plantas- cuyos objetivos; cambios cosmeticos o superficiales sin afectar las viejas y corruptas structuras de poder o, lo que en el lingo de la politica exterior dan por llamar “transiciones pacificas y graduales” o “Regime Change” pero sin perjudicar los grandes intereses de quienes mantienen el control hegemonico. Estas son las preferidas del imperio, ej: Europa Oriental.

    Y estan las Revoluciones que nacen del oprobio,el abuso,la injusticia y la miseria a las que han sido sometidas las grandes mayorias y cuyo objetivo fundamental, para lograr acceder a una real y genuina democracia es el desmantelamiento de las viejas relaciones de poder que han favorecido desde siempre los intereses de los poderosos.Estas revoluciones son repudiadas inmediatamente, catologadas de antidemocraticas y de dictaduras y po lo tanto sujetas a todo tipo de amenazas y atentados contrarevolucionarios,ej: Cuba y probablemente aunque esta por verse Egipto.

    Con relacion a Guatemala y aunque existan las condiciones para un levantamiento como el que estamos presenciando en Egipto. No existe la voluntad o suficiente conciencia colectiva como para emprender semejante tarea. Pero…quien sabe…y a lo mejor el dia que optemos por salir de nuestra comoda zona de confort y abramos los ojos y nos destapemos de boca y nariz quiza entonces y solo entonces podremos manifestarnos y elevarnos a tales alturas.

    Bien por vos Ilka y por El Pueblo de Egipto que una vez mas demostro y como la misma historia lo ha hcecho, que cuando el pueblo emputecido por tanto abuso se levanta no hay tirano, por muy macho que sea que no se cague y salga por la puerta de atraz.

Deja un comentario